21/9/16

Grande muy grande!!!

Una de las cosas por las que más me llena el scrap, a parte de poder documentar los recuerdos, es el momento creativo en el que todas las emociones afloran y nuestros ojos se vuelven como locos buscando y girando todos los materiales de que disponemos para conseguir ese elemento, ese papel que pueda hablar por nosotros. Ese momento para mí es lo más de lo más, y no siempre es porque te arranque una sonrisa, nooooo. Simplemente es porque vuelvo a sentir, vuelvo a vivir esos sentimientos, en la intimidad de mi scraproom, entre papeles y yo misma (sin explicaciones, sin juicios, sin dudas...) 

Y claro, como os podéis imaginar por la avanzadilla, la entrada de hoy va a ser muy personal, con un LO que recoge un momento difícil como padres. 

Si en ésta entrada os hablaba del antes, en la de hoy os hablo del después. Y es que, aunque ha pasado un año y medio, recuerdo como si fuera ayer todo lo que sentí. A él le cambió la cara, una gran sonrisa la iluminaba, para él era su salvación, su libertad de movimiento (los meses previos se desplazaba en coche infantil) Pero ¿qué deciros de lo que yo sentí? Se me cayó el mundo al suelo, no podía entender ¿cómo él podía ver felicidad en ese aparato con ruedas?? Es como que la evidencia de lo que nos habían explicado te la plantan en los morros y ¡con tu hijo encima!!! Y no quiero que parezca una queja, pero sí que fue un sentimiento que no podré olvidar, ver a mi hijo sentado en una silla de ruedas con lo deportista que era, con la necesidad de moverse y saltar que tenía (necesidad que aún conserva jajajaja) Y de golpe te sueltan que reposo total, nada de actividad, nada de apoyo de su pierna (de ahí el alza).... En fin, seguro que os podéis hacer una idea... Pues bien el día en que le quitaron la silla de ruedas y el alza (una año después), me vi con ganas de scrapear la foto revelada del mismo día en que fuimos a recoger la silla. ¡Todo había cambiado a mejor!!!


En las siguientes imágenes os explico un poco el porqué de los elementos y su composición...

El título GRAN (grande) Joan es grande por su sonrisa, por su aprendizaje, por su corazón, por su actitud, por su ejemplo. Por todo eso es mi héroe, nuestro héroe, una personita brillante que nos ha enseñado mucho durante los casi dos años que ha durado todo el proceso del Perthes. 
Los papeles decorados los corté sin medir, tijera en mano y pasando de que quedaran perfectos puesto que nada era perfecto en ese momento para nosotros.

La tela igual, rasgada porque así me sentía, jolín ¡qué injusto me parecía!!! Eso sí nuestro caliu familiar en forma de saco no podía faltar... Por mucha rabia que sintiera por la situación...

Y aquí la familia, en modo go go go con él, animando, acompañando, todo era cuestión de tiempo...

Y claro no podía faltar lo que sabemos de él, que es un campeón y que sabría guardar reposo para curarse lo antes posible. Aquí recuerdo que nos dijo un día: ¡me ha tocado el mejor médico!!! El médico que sabe mucho del Perthes!!!  ( Y con el tiempo se dio cuenta que era el mejor incluso para pillar las travesuras de un trapella como él jajaja) 


Escogí una cartulina texturizada negra que tenía un golpe y, la verdad, le di alguno más. Esa cartulina que hubiera descartado para otro tipo de proyecto pero que aquí decía mucho de lo encogida que me sentía por dentro. Y claro ya puestos, un par de rotos ... A pesar de la impotencia inicial, el corazón nos dice que tenemos que tirar y que toooodo pasará!!! (De ahí el troquelado)

Y no, no olvidaré las fechas pero mejor incluirlas y que quede recogida en la página. Como os podéis imaginar la trasera del Lo está llena de palabras para él, para cuando estuviera recuperado del todo.

Durante el proceso creativo, tuve momentos que casi no podía ni respirar y es que, como no soy mucho o nada de expresar lo que me duele, se va quedando dentro y ahoga mucho... Pero aquí viene lo bonito del scrap, es como una conversación contigo misma, de desahogo, de deshacerse de cargas y crear algo destinado a esas personas que son tan importantes para nosotros.


Hasta aquí una pedacito de nuestra pequeña historia en forma de scrap. La verdad, me he sentido súper liberada al escribir esta entrada, y es que, aunque no lo parezca, nuestra aventura con el Perthes empezó hace casi dos años, en noviembre del 2014. Pasamos unos meses de incertidumbre hasta que dieron con el diagnóstico que, por suerte, fue detectado en la fase inicial, lo que ha favorecido en el proceso de recuperación. Durante todo este tiempo Joan, siempre con una gran sonrisa, ha disfrutado haciendo caballitos con la silla, acrobacias con las muletas y ha quemado energía nadando cual delfín en la piscina. Y sí, este año el reposo ha costado más pero ¿qué le vamos a pedir a un niño de 9 años?


Y la mejor noticia (redoble de tambores): Desde el pasado lunes ¡FUERA MULETAS!!! Una noticia que deseábamos poder escuchar y por fin llegó el día, así que flotando como en una nube buscamos una papelera para poder tirarlas simbólicamente y claro ¡con su foto de rigor! Parece mentira pero desde el mismo lunes por la tarde podemos ir al colegio ¡cogidos de la mano!!! Y ahora a seguir pasando controles, cada vez más espaciados, y correr, y saltar y disfrutar con la pelota, el patinete... ¡vamos todo lo que a Joan le apetezca! Y en el 2017 ¡a por el fútbol!!! Muy felices pasamos página, confiados de que la historia seguirá avanzando ¡favorablemente!!!




 Gracias por llegar hasta aquí, me apetecía compartirlo con vosotras
y que formara parte de Papers Trencats. 



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...